16 de junio de 2016

PIEL DE BERENJENA REBOZADA CON ESPECIAS



Ingredientes:
  • Berenjena (1)
  • Harina de trigo duro (200 gr)
  • Pan rallado (100 gr)
  • Panko (100 gr)
  • Orégano (1 cucharada sopera)
  • Ajo en polvo (1 cucharadita)
  • Comino en polvo (1 cucharadita)
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Aceite de oliva
Preparación:
  • Enjuaga la berenjena bajo el grifo y sécala muy bien.
  • Retira el pedúnculo y córtala en rodajas gruesas. Retira la piel a cada rodaja, pero no solo la piel sino que debes retirar junto a la piel un poco de la pulpa (4 o 5 mm).
  • Prepara un plato con harina de trigo duro.
  • Prepara un bol con los huevos batidos.
  • Prepara otro plato con el pan rallado, el panko, el orégano, el comino, el ajo en polvo, sal y pimienta a tu gusto. Mezcla muy bien.
  • Prepara una sartén con abundante aceite de oliva y a fuego medio alto (7/10).
  • Pasa los trozos de piel por harina de trigo duro.
  • Sumerge muy bien los trozos de berenjena en huevo batido.
  • Rebózalo bien con la mezcla de pan rallado, etc.
  • Fríelos en la sartén que tienes preparada hasta que estén dorados.
  • Sácalos sobre un plato con un papel de cocina absorbente.
  • Sirve.
Aquí tienes algunas fotos explicativas de la preparación:

Enjuaga la berenjena bajo el grifo y sécala muy bien.

Retira el pedúnculo, córtala en rodajas y saca la piel con un poco de la pulpa de la berenjena.

A los trozos grandes les hago unos cortes para que el rebozado se adhiera más fácilmente a esta superficie tan lisa.

En primer lugar se pasan los trozos de berenjena por harina de trigo duro (puedes utilizar harina de trigo normal).

Después se pasan por un baño de huevo batido.

Se debe dar un buen baño de huevo batido para que tome después quede bien rebozado, sobre todo por el lado de la piel.

Y por último reboza (a conciencia) en la mezcla de pan rallado, orégano, ajo en polvo, comino, sal y pimienta.

Está todo preparado para freír.

La fritura la hago en abundante aceite de oliva de 0,4º -que es neutro, sin sabor- (puedes usar girasol u otra semilla que no aporte sabor)

Déjalas reposar un momento sobre papel absorbente.
Sirve. ¡Ya están listas!


No hay comentarios: