10 de diciembre de 2015

ALITAS DE POLLO FRITAS EN SARTÉN




Ingredientes:
  • Alitas de pollo (1 kg)
  • Harina de trigo duro (200 gr)
  • Pimentón dulce (1 cucharada)
  • Semillas de mostaza (1 cucharada)
  • Ajo en polvo (1 cucharadita)
  • Jengibre en polvo (1 cucharadita)
  • Curry en polvo (1 cucharadita)
  • Limón (1)
  • Agua (250 ml)
  • Leche (250 ml)
  • Harina de maíz (para rebozar)
  • Pan rallado crujiente (para rebozar)
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Aceite de girasol (para freír)
Preparación:
  • Corta el extremo final de las alitas y deséchalo.
  • Quema los restos de plumas que pudieran tener.
  • Corta las alitas en dos partes.
  • Salpimienta.
  • Mezcla en un recipiente con tapadera y suficientemente grande la harina de trigo duro, el pimentón dulce, las semillas de mostaza, el ajo en polvo, el jengibre en polvo, el curry en polvo, la ralladura del limón (solo lo amarillo), el agua y la leche.
  • Introduce las alitas dentro de esta mezcla, tapa el recipiente y déjalo en la nevera hasta el día siguiente.
  • Al día siguiente prepara un plato con harina de maíz y pan rallado crujiente bien mezclados.
  • Prepara también una sartén con abundante aceite de girasol a fuego medio-alto (6/10).
  • Saca las alitas de la marinada, embadúrnalas de esta mezcla de harina y pan rallado e introdúcelas en la sartén.
  • Para que las alitas se hagan bien por dentro y queden crujientes por fuera debes freírlas unos 10 minutos de un lado y otros 10 minutos del otro lado.
  • Sácalas a un papel de cocina.
  • Sirve.
Hazte con unas buenas alitas de pollo "feliz".

Retira los extremos de las alas y quema los restos de plumas que pudieran tener.

Corta las alitas en dos partes. 
Salpimienta.

Prepara la mezcla de ingredientes que te indico en la receta.

Inrorpora los líquidos: agua y leche.

Mezcla con los líquidos hasta obtener un "engrudo" uniforme.

Introduce las alitas en esta mezcla.

Las alitas bañadas en la marinada.

Puedes freír las alitas enseguida, pero si las dejas toda la noche en esta mezcla estarán mucho más sabrosas.

Mezcla harina de trigo con pan rallado crujiente (tipo panko).

Pasa las alitas de la marinada a la mezcla de harina de maíz con pan rallado crujiente. 

Las alitas deben quedar bien rebozadas.

Prepara una sartén con abundante aceite de girasol a fuego medio-alto (6/10).

Fríe las alitas 10 minutos por cada lado para que queden bien crujientes por fuera y bien hechas por dentro.

Deja reposar las alitas un poco en papel de cocina para que pierdan el aceite sobrante de la fritura. Ya están listas para disfrutar.

Así quedan las alitas al estilo sureño (de Málaga, no de Kentucky)